martes, 28 de octubre de 2008

Burn after reading

Lo tengo que confesar: aunque los hermanos Ethan y Joel Coen se llevaron el Óscar por No Country for Old Men, la película me dejó con un mal sabor de boca. Debo confesar también que, escéptica y todo, me lancé a ver su nueva creación, Burn After Reading, una comedia fuera de serie que tenía en el elenco nada menos que a George Clooney, Frances McDormand, John Malkovich, Brad Pitt y Tilda Swinton. Con semejante reparto, había que verla.

Y valió la pena. La historia se me antoja una burla descarada a todos los "teóricos conspirativos" que siembre andan buscando tres pies al gato, elucubrando conspiraciones complicadísimas que fraguan, especialmente, el gobierno de Estados Unidos en contra de quien se pueda, con los fines que a-ustedes-más-les-gusten. Pues bien: en esta comedia, son ciudadanos totalmente X haciendo cosas que tienen más que ver con las particulares banalidades de seres humanos comunes y corrientes, los que ponen a la CIA a tratar de elucidar una complicadísima trama de espionaje, muerte e intriga, todo para concluir que "no hay que volver a hacerlo... si tan sólo supiéramos qué hicimos".

Excelente. Una sensacional manera de ponerle buena cara a la semana. Cinco palomitas.

1 comments:

AnaManzana

Además, ver a Brad Pitt haciéndole de pendejo... "no tiene precio". Es genial genial.